miércoles, 22 de mayo de 2013

Posturas en torno a la Destitución de Munguía Payes como ministro de Seguridad en El Salvador.


El nombramiento de directores de Seguridad Pública con formación militar (Munguía Payes y  Francisco Salinas) en El Salvador durante la gestión de Mauricio Funes se han generado diversas posturas:

La primera postura es de apoyo  y confianza a su labor, esta posición la tienen el Presidente Mauricio Funes  y los dos funcionarios elegidos, sin embargo, los argumentos que utilizan para justificarse carecen de fundamento jurídico y técnico. En el caso de Funes sus argumentos se basan en la “confianza” y en el “prestigio” que tienen las personas elegidas, y no tienen una fundamentación técnica ni jurídica. Por otro lado, Munguía Payes como actor político busca legitimar su posición de confianza a su gestión basado en los resultados que va obteniendo en materia de seguridad pública, en la cual los homicidios son menores  si se comparan con la gestión de otros directores de seguridad, sin embargo, tampoco tiene un sustento ni jurídico ni técnico que lo legitime. Otro aspecto a destacar, es que sus posturas de confianza en su gestión son coherentes en el tiempo, es decir, se mantienen firmes hacia las políticas de seguridad que promueven desde su nombramiento hasta la desvinculación con la dirección de las instituciones que presiden.

Una segunda postura es la de rechazo al nombramiento de Munguía Payes y Salinas, sus argumentos son basados son más basados en recursos racionales, técnicos y jurídicos, quienes mantienen esta posición son las organizaciones sociales Estudios Jurídicos de El Salvador (IEJES), Instituto Salvadoreño para la Democracia (ISD) y Fundación de Estudios para la Aplicación del Derecho (FESPAD), ellos  presentan el recurso  a la Corte Suprema de Justicia quienes legitiman su argumentación, la posición  de rechazo al nombramiento de los funcionarios y dicha postura es  sostenida en el tiempo, por lo que podemos decir que es  coherente.

Una tercera postura es la de los Partidos Políticos, tanto ARENA como el FMLN, se muestran en ocasiones  a favor y en contra otras veces en contra del nombramiento y del desempeño de Munguía Payes y Salinas como directores de instituciones de Seguridad, dependiendo de la coyuntura. Por ejemplo, el FMLN incluso tiene un comunicado en donde expresan abiertamente que el nombramiento de Munguía Payes y Salinas es en contra de lo establecido en los acuerdos de Paz, pero al darse la resolución de inconstitucionalidad parece que estuvieran a favor de la continuidad de los funcionarios. Caso similar es el de ARENA, donde Alfredo Cristiani, aseguró  que el nombramiento de David Munguía Payés, no contradice el contenido material ni el espíritu de los Acuerdos de Paz, pero luego de la resolución de la Corte Suprema de Justicia dejaron entrever  que los nuevos funcionarios  deben trabajar a favor de los ciudadanos y no de los delincuentes, ya que la “tregua” propiciada por los funcionarios no ha sido el mecanismo más adecuado, en ambos casos su postura no ha sido mantenida en el tiempo.

Una Cuarta postura es la de neutralidad o silencio, en donde actores importantes no se manifiestan de manera explícita acerca de la continuidad  o no de los funcionarios, pero que  se entiende que su postura resulta importante conocerla, los actores que mantienen esta postura sin el magistrado presidente de la Sala de lo constitucional y también  gobierno de Estados Unidos. 

Los actores tienen diversos motivos que fundamentan sus opiniones, escuchemos lo que dicen y nos diran quienes son.

lunes, 13 de mayo de 2013

Consejos para jugar mejor al fútbol


1 Recuerda que el fútbol es un deporte de equipo. Mantén siempre este concepto en tu cabeza. Nunca juegues por la gloria personal. Es mejor sacrificar algo de reconocimiento personal que sacrificar al equipo por un poco de reconocimiento.


2.Trata de mover el balón antes que tu cuerpo. Es una estrategia para ahorrar energía. Si te pones a correr por todo el campo, te cansarás en menos de 10 minutos. Recuerda que el balón se mueve mucho más rápido que tú. Es mejor, entonces, hacerlo circular en vez de moverte por el campo. Ahorra energías para cuando necesites correr de verdad.

3. Anticipate a los movimientos del contrario. Esta es una buena técnica así estés atacando o defendiendo. Anticípate cuando el balón esté viniendo hacía tí. Es muy importante que hagas lo que se tiene que hacer en el momento correcto. Si puedes forzar a que tu contricante haga la siguiente movida como deseas, esto aumentará tus posibilidades de detenerlo o de continuar con el balón. La velocidad es crucial en este juego.

4. Haz presión. No dejes que tu oponente reciba el balón con facilidad. Oblígale a recibirla de espaldas y que cometa un error al tratar de recibir el balón y evitar que tú lo obtengas. Ten cuidado, sin embargo, de cometer falta o de lastimar a tu oponente.

5. Usa el elemento sorpresa. No realices movimientos muy obvios. Lanza la pelota con dirección a las espaldas de los defensores para que uno de tus compañeros corra a recibirla. Cambia el ritmo del juego. Empieza a moverte rápido cuando tu oponente se acerque a tí, detente repentinamente y luego empieza a correr, esto provocará que tu adversario pierda el paso y te dará la posibilidad de ganar espacio.

6. Juega por las bandas. Si hay demasiados jugadores en el centro, el juego se dificultará en esa área, así que pasa el balón a los carrileros para que exploten las bandas. Avanza por las bandas y luego envía el balón al centro para que algún delantero termine la jugada en gol.

7. Usa la triangulación. Jugar en grupo puede romper aun las defensas más fuertes. Usa los jugadores de tus lados para pases veloces, esto crea confusión en tu oponente y puede abrir un espacio para que alguien o remate al arco o haga un pase en profundidad.

8. Mantente atento. Recuerda que el juego no termina hasta que se acaba. No relajes el juego solo porque estás ganando y queda poco tiempo. Un gol en el último minuto puede definir un partido o un campeonato.
9. Muestra tu espíritu combativo. Si el entrenador mira el coraje que pones en el juego, tus posibilidades de ser incluido en el equipo serán mayores. Nunca te rindas, ayuda a tus compañeros, defiende y ataca y deja que tu actitud inspire a tus compañeros.

10.Desarrolla tu sentido de orientación. Tener una buena orientación y una visión completa del juego es difícil cuando no te encuentras en el juego. Conoce las posiciones de tus compañeros y su posición en el cancha, también la posición del adversario, esto te ayudará a planera la siguiente movida con mucho más éxito.

11Habla con tus compañeros. Encuentra con tus compañeros el sexto sentido para poder anticipar lo que pasará y lo que ocurre en el campo y al mismo tiempo mantente atento a lo que ocurre directamente en el campo.

http://es.wikihow.com/mejorar-tu-juego-en-el-f%C3%BAtbol

lunes, 6 de mayo de 2013

La importancia de analizar el uso de la religión por los presidentes


Los discursos políticos han legitimado las decisiones y acciones de los actores políticos, sin importar que las políticas hayan sido efectivas o no. Es decir, el discurso político puede crear una percepción de éxito o fracaso dependiendo del manejo de las técnicas del mismo. En este sentido, puede que una política pública haya tenido problemas en su formulación, implementación o evaluación, pero si la técnicas del discurso político son bien manejadas un actor político puede crear una sensación de éxito ante la población. En este sentido, es indispensable estudiar las formas efectivas de transmisión de un mensaje, ya que puede construir la percepción de triunfo al ser bien utilizados o derrota si una figura pública no lo hace eficazmente, de ahí que se considera que estudiar el discurso político es relevante.
Por tanto, es importante describir y analizar los elementos y las estrategias del discurso político, ya que al hacerlo de una manera efectiva ayuda a los implementadores a desarrollar sus decisiones y acciones políticas.

La segunda categoría a destacar es la retórica religiosa, la cuál es relevante porque la religión ha tenido un papel muy importante para las personas durante siglos.  La gente, sin importar el lugar o el tiempo, por su naturaleza curiosa hace preguntas de aquello que quiere saber y a lo que no siempre pueden dar respuesta, es aquí donde la religión trata de dar una explicación más o menos razonable a preguntas inquietantes y fundamentales de la existencia como: ¿Quién es el ser humano?, ¿De dónde viene?, ¿Cuál será su destino? ¿Cuál es el motivo o razón de su vida?

Estudiar la religión es importante por una singularidad de motivos, ya que la misma busca dar sentido a la vida y a la muerte de muchas personas o combatir el miedo a fenómenos inevitables como el dolor, las enfermedades, la muerte. La retórica religiosa, en su forma de transmisión, es aquella que busca convencer a la gente a través de símbolos religiosos en sus discursos, y permite generar en la quiénes la escuchan una serie de respuestas como la explicación de cosas que escapan a su comprensión. Además, los fundamentos de una religión han estado estrechamente vinculados con las bases morales de los pueblos y pueden incidir de manera directa o indirecta en el rumbo del accionar de las personas.

En tercer lugar el estudio de los presidentes es significativo porque ellos son la cara visible del órgano ejecutivo, son los responsables en un lugar y tiempo determinado de los recursos y el poder de decisión para ejecutar obras sociales. Representan a la institución que se encarga de la recolección de los impuestos, y decide también la forma en que se va a gastar ese dinero. El presidente como máxima autoridad de una forma de organización social, económica, política soberana y coercitiva, y tiene el poder de regular la vida nacional en un territorio y población determinada, en principio representan su unidad y su continuidad ante el Estado mismo y el mundo.

El presidente  es el representante de las relaciones internacionales y el centro del poder político interno. Sus decisiones afectan de una forma u otra a otras personas o grupos de personas en un territorio, él tiene la capacidad de decidir en pro o en contra de ciertos de individuos en relación al resto que conforman el todo. De ahí la importancia de su estudio.

Por último, las tres categorías interrelacionadas en el tema “Los elementos de la retórica religiosa utilizados en los discursos políticos de los presidentes ” son importantes estudiarse, ya que la política y la religión están intrínsecamente relacionadas. En ocasiones se presume que la religión y la política son asuntos diametralmente opuestos, dado que el imaginario colectivo asume que a la religión le concierne la espiritualidad y el alma del ser humano, y la política las cuestiones netamente terrenales y materiales. Sin embargo, ambas coinciden en varios puntos.

Las estructuras de las instituciones tanto eclesiásticas como políticas dependen del funcionamiento de una burocracia que implica jerarquías, por otro lado uno de los temas fundamentales en la religión como en la política es el alcance del poder (divino y terrenal), las personas reconocen que el bienestar superior del ser humano se puede alcanzar por medio de estas instituciones. Ambas son proveedores de conceptos tales como la igualdad o la dignidad, nacidos al amparo de experiencias sobrenaturales o legales, además son proveedores de educación, salud, bienestar social, y en ocasiones los fundamentos doctrinales que usa la religión pueden llevar a creer que pueden fortalecer a los líderes políticos y viceversa.  O´Donnel (2012) plantea también que la religión y la política son instituciones sociales y consisten en subgrupos, normas, y  personas, que interactúan con entre sí, y  a veces se superponen en sus funciones, o incluso involucran a las mismas personas"

Muchas veces las demandas de la población no pueden ser llenadas por las instituciones políticas y es aquí donde el discurso religioso ha respondido a sus demandas, porque incompetencia técnica en lugar del religioso aclamada autoridad moral, sobretodo en donde la inmensa mayoría de la población se declara creyente (cristianos)

Según Mardones (1998) la “reconsideración del valor propio de la religión, a la toma de conciencia del agotamiento del paradigma moderno y la insuficiencia de una construcción política abstracta, que obvia cualquier tipo de referencia cultural o axiológica. Este cambio de actitud evidencia algo mucho más profundo, que de nuevo manifiesta el fracaso práctico de los proyectos políticos modernos y la imposibilidad de diseñar esferas públicas meramente formales” por consiguiente propone que quienes promueven la validez de sus convicciones religiosas están necesariamente obligados a “traducir” sus intuiciones al lenguaje secular. Y viceversa quienes promueven la validez de de sus convicciones seculares están necesariamente obligados a “traducir” sus intuiciones al lenguaje religioso.

file:///C:/Users/UCA/Downloads/googleb3d73e9e671db44a.html