miércoles, 6 de junio de 2018

La religión a conveniencia: el FMLN anti-aborto y ARENA pro santificación de Monseñor Romero

Entre los seguidores de voto duro en los partidos no es difícil encontrar posturas partidarias rígidas, tercas o sin fundamento que suplantan el diálogo con insultos, amenazas y difamaciones (observado con frecuencia en redes sociales). Aunque hay que reconocer que tomar una postura partidaria es un legítimo derecho en una sociedad democrática, sin embargo, esto no debería de reducir la percepción de la realidad y fomentar la discriminación, intolerancia y resentimiento que poco o nada ayudan a la convivencia, incluso intolerantes y con imposibilidad de diálogo.

Al revisar la teoría política, hay dos tipos de partidos que consideran la ideología como importante. En primer lugar los partidos de notables quienes son un grupo reducido de personas con prestigio social o económico que permite atraer muchas personas (tal como se podría calificar a Arena). En segundo lugar, los partidos de masas caracterizados por tener una amplia base de afiliados con lazos fuertes con organizaciones como los sindicatos (tal como puede clasificar al FMLN). Estos dos tipos de partidos -de acuerdo a la teoría política- tienen una ideología claramente diferenciada entre ellos, la cual es de mucha importancia para la identidad de sus miembros. Es decir es muy difícil que puedan traslaparse líderes o posturas políticas que se consideran importantes para cada uno.

Sin embargo, al analizar ciertos mensajes en ambiente de pre-elecciones, se observa que hay puntos donde los candidatos están dispuestos a sacrificar la ideología con tal de atraer votos del centro (ver teoría del elector mediano de Anthony Downs). Por ejemplo, dirigentes del FMLN (izquierda) se muestran cautelosa con respecto de salud sexual y reproductiva , a pesar que la ideología que mantiene (una parte importante de su militancia) promulga la opción del derecho a decidir, las uniones entre personas del mismo sexo y la interrupción del embarazo. Por otro lado, ARENA no solo habla con cuidado de Monseñor Romero, sino que incluso muchos de sus altos dirigentes lo toman como un símbolo católico, sin embargo, dentro de su partido genera mucho repudio (dentro de buena parte de la gente de Arena) porque se asocia a una opción de izquierda o preferencial por los pobres.

Las declaraciones citadas hacen pensar que estos partidos están dispuestos a sacrificar la ideología particular, para atraer votantes, tal como lo parece estar haciendo Nayib Bukele en miras a las elecciones 2018. Los políticos han entendido que deben de mostrarse flexibles ante ciertas posturas sí quieren conservar el poder o competir por alcanzarlo (ya sea que su actitud sea genuina o no, lo cual es otra discusión). Esto es importante de reflexionar, ya que se avecina una etapa en la que muchos militantes se ponen a defender ideas de manera vehemente incluso generando violencia en las calles y redes sociales, lo que contrasta con estas posturas de los candidatos de sus partidos. De ahí que esta reflexión permita pensar que los políticos han reconocido - a regañadientes- la necesidad de sentar posturas conciliatorias, estas le hacen mucha falta al país en ambientes electorales, que ya tiene suficiente muerte y violencia aun cuando no hay campaña.

Sin embargo la pregunta que se genera es ¿estarán traicionando su ideología los partidos? ¿será que los dirigentes son menos testarudos que su militancia?



sábado, 26 de mayo de 2018

Salvadoreños de visita en Bogotá, conociendo Bogotá


Preparados para el calor (por no consultar, ni preguntar), viajamos a Bogotá sin pensarlo mucho. En el aeropuerto nos encontramos con una de mis ex-alumnas de mis tiempos de la Escuela de enfermería, Mariela. Ella se iba a vivir con su novio y futuro esposo a Colombia, muy amable nos dijo que iba a haber mucho frío y lluvia (y así fue). Sí queríamos calor debíamos ir a Cartagena, pero ya no había marcha atrás. Bogotá era el destino.

Íbamos juntos en temporada de trabajo y yo tenía una conferencia a la que debía de asistir, en inicio pensaba que sería en la Universidad de los Andes acerca de movilidad urbana y bicicletas, ya que tenía aceptado un paper, sin embargo, al final fue uno acerca de Políticas Públicas y Administración organizado por la Universidad del Rosario en el hotel Tenkendama. Yo no iba como ponente sino como participante (ahí ví mucho estudiante que se miraba con mucha capacidad económica), las ponencias interesantes comparaban los procesos de la administración con respecto a temas como derecho ambiental, burocracia, y los procesos de paz (tema de moda en ese momento) incluso algunas dictadas en francés, y el evento era caro. Estando ahí, incluso hablé con el magistrado Reynaldo Cardoza quien iba con su esposa e hija.

Fueron tres días de conferencias, los primeros dos días terminaron a las 4 de la tarde los y el último solo era hasta las doce. Al llegar del aeropuerto el Dorado no teníamos del todo claro como viajaríamos, aunque desde ahí al hotel donde ya teníamos la reserva.

Fátima es muy intuitiva buscando lugares de alojamiento y sobretodo, tiene mucho arrojo. Ella buscó en una página tipo Trivago para pasar al menos las primeras dos noches en  un lugar conveniente.

Desde el aeropuerto logramos llamar por teléfono (lo cual fue una pequeña odisea que nos tomó algo de tiempo) y el hotel nos mandó un taxi que nos llevó a nuestro destino. Cabe resaltar que al dichoso taxista nos fue difícil pagarle, ya que pensábamos que nos cobraba de más, sin embargo, éramos nosotros los del problema para hacer la conversión, difícil el acoplamiento a la nueva moneda.  Ya en el lobby del hotel (algo Inn.)..ubicado en una zona "de caché"- encontramos unos brasileños, yo sonsacaba a Fátima para que les hablara en portugués, (ella había hecho un nivel de dos meses, y había que sacarle el jugo) al final le ganó la pena. Nunca les dijo nada.


Luego de dejar nuestras maletas, salimos a buscar comida, y encontramos un lugar de Arepas muy cerca del Hotel. Según nosotros era barato, (pero hay que recordar que estábamos en un barrio élite) entonces comimos las arepas dentro del sencillo restaurante y las disfrutamos. Luego, nos regresamos al hotel a descansar. Amanecimos un domingo ya listos para conocer la ciudad, llegamos a la parte baja del hotel donde cada quien se servía el desayuno, ese día caminamos y vimos la ciclo ruta. Mucha gente emocionada, pasamos por varios lugares incluyendo la parte de enfrente de la universidad nacional.

En la noche fuimos a un bar (antes de regresar a descansar al hotel). Entramos un poco dubitativos (cerca de la avenida 26 donde estaba ese hotel) todo era caro pero estaba rico, la cerveza era dulce, y pedimos no recuerdo si una o dos jarras y tomamos los dos juntos (algo poco usual).

Al siguiente día salimos a buscar un nuevo hospedaje, tomamos en trasmilenio lo cual fue toda una aventura, me gustaba ver las calles anchas y estaba impresionado por la cantidad de gente que usa este medio.

Luego de ver varias opciones, nos quedamos en el barrio Candelaria en un hotel de mochileros cerca del Chorro de Quevedo (donde no hay chorro pero si moteros), la habitación era sencilla (color amarillo) y hacía un frío insoportable, Fátima lo había vivido en carne propia estando ahí en los días de lluvia, que no le permitieron salir. Estando sola aprovechó para hacer un city tour y ver los lugares de grafitos con su explicación, aunque era gratis al final se le "pedía" una colaboración. Yo fuí nuevamente a la conferencia, y recorría los alrededores cuando había lugar. Ví un simulacro de terremotos y se veía mucha gente por las calles, ademas recorrí los centros comerciales cerca del área (el planetario aunque estaba muy cerca no fuí, hasta ya unos días después con Fátima). También, vimos una marcha por la Paz cerca de la avenida 7 donde tambien iban sindicatos.

En el hostal conocimos gente de varios lados, por ejemplo: un mexicano que trabajó en el gobierno y luego de ser cesado había estado recorriendo latino-américa, también un francés de padres chinos y un alemán que siempre andaba ebrio.

En la noche decidimos salir, la idea original era ir a Andrés Carne de Res pero por los precios cambiamos la discoteca por el Gringo Tuesday nos fuimos junto al alemán y el chino /francés a la zona de discotecas. Ahí bailamos mucho, fuimos y regresamos en taxi lo que nos permitió conocer la ciudad de noche.


El día siguiente, regresé a la conferencia por la mañana y al medio día (que fuí a buscar mi comida) llovió mucho y hacia mucho frío, inclusive me quedé encerrado en una venta de hamburguesas y me perdí un par de conferencias porque no paraba de llover. Ya por la noche, salimos otra vez, fuimos a un bar cercano a platicar de la vida, el alemán ya sabía varias palabras en español y era muy amable. La conversación fue muy amena y chistosa. Se respiraba en general un ambiente de mucha paz, un par de ofrecimiento de drogas cuando andábamos con extranjeros en el barrio Candelaria. Solo al alemán le ofrecían y al chino le causaba indignación que a él no le dijeran nada.

Los días siguientes recorrimos varios lugares en Bogotá, yo disfrutaba mucho del acento de la gente y lo quería imitar a cada momento que hubiera oportunidad, los libros (piratas) que se vendían a granel en las calles, pero sin duda el amor más grande fue la "bandeja paisa", la probé y quedé encantado, deliciosa sin duda. También me llamó la atención que se podía comprar Zucaritas con leche en la calle en puestos ambulantes.

Un día fuimos en la tarde al funicular/teleférico de Monserrat junto con el chino/francés. Tomamos muchas fotos pero creo que todas se perdieron, pero la pasamos muy bien: vimos las banderas de múltiples países en la boletería, contemplamos a toda la ciudad desde arriba y platicamos acerca de Dios y la vida dentro de  la capilla en Monserrat. Arriba vendían camisa con Pablo Escobar de imágen

Al día siguiente nos despedimos del amigo chino/frances cuando fuimos a hacer un cambio de moneda al centro de la ciudad. Durante el día visitamos el planetario de Bogotá donde habían suéteres de Colombia y juguetes del principito, no compramos al zorro y Fátima se ha arrepentido muchas veces hasta el día de hoy. En nuestro recorrido visitamos varios museos: el museo del oro, el museo de Botero y el Museo Nacional.Todos muy bonitos.

En las calles habían libros que se vendían de manera informal, los vendedores ponían un plástico y cubrian con otro trasparente para protegerlos de la lluvia.

Luego cambiamos de grupo de amigos, nos fuimos al parque Virrey (en la esquina había un Juan Valdés) donde hicimos picnic con extranjeros del coach surfing, después de dos horas de hablar al final se nos junto una muchacha. Caminamos con amigos latinos de varias partes (venezolanos, con raíces europeas del este -talvéz lituana- y por supuesto colombiano) fueron muy amables, nos llevaron al supermercado para comprar cosas para compartir en el picnic, vimos las frutas eran exóticas.

Al terminar la comida nos llevaron al Centro Comercial Andino. Ya en la noche caminamos quise comprar chocolates y me metí en una tienda, pero la barra valía más de $10 estaba extremamente caro en la calle, por supuesto que no lo compré. Más de tarde fuimos al Bogotá Beer Company donde conversamos acerca del costo de la vida en Colombia y de la música de moda en los 90´s. Ya para el regreso viajamos por el transmilenio, incluso Fátima tuvo miedo por un grupo de muchachos que le generaron desconfianza aunque al final no pasó a más. 

Los últimos dos días nos quedamos en el Hotel Ibis Bogotá, muy cerca del museo nacional. Estaba en la carrera 7 (yo estaba impresionado, no sé como hizo, pero lo encontró barato).  Durante esos día hicimos nuestro viaje más largo fue a la Catedral de sal de Sipaquirá, antes de entrar vimos un desfile en la parte de abajo, y había tambien una reunión de mucha gente. Ya estando adentro me agarró dolor de cabeza y vomité. Al salir ya me sentía de maravillas, y Fatima fue muy comprensiva porque se preocupó por mi almuerzo y aunque estaba muy molesta por tener que salir, afortunadamente no tuvimos mayores inconvenientes.

También disfrutamos de caminar en la Carrera 7 lo cual se convierte en calle peatonal donde hay espectáculos, gente jugando ajedrez y puestos de comida.  Fátima comió una arepa en la calle, estaba muy feliz y le tomamos una foto. Entramos a una librería y compramos un libro de Zigmung Bauman de la modernidad líquida, cotizamos los precios de las chamarras en las ventas de usadas y eran carísimas, la de menor precio $80, al final Fátima me compró un sueter muy bonito y sencillo (como se puede ver en la foto de la catedral). Además caminamos la calle lleva a la plaza Bolívar la parte central de la ciudad vieja Bogotá enfrente del palacio de Justicia famoso por el asalto del M19.

Visitamos el campamento de la paz en Plaza de Bolívar, donde campistas reclamaban la firma del Si por la paz en Colombia y nos contaron su versión del proceso, incluyendo actores como: paramilitares, narcotraficantes, movimientos guerrilleros y el gobierno y la relación entre ellos. Hablamos con un amigo que nos dio su testimonio muy sentido. El tema en ese momento realmente genera mucha conmoción. Comer pizza barata de la calle frente al museo nacional.

También comimos una cena en un restaurante muy bonito de la segunda planta del chorro de Quevedo, la comida estaba buena y estaba todo bien decorado, no estaba mucha gente.  La última noche comimos en el Spaguetto Cafe y restaurante de comida italiana donde se tardaron un montón en atendernos, al final la comida nos salió gratis por el reclamo de Fátima quien se mostró muy digna amenazando con salir del restaurante porque no soportaba el hambre. Fue bonito porque pudimos comer en un restaurante "popis" donde nos salió gratis por la cantidad de tiempo que se tardaron y el carácter explosivo y contundente de la gordis. 

Una noche antes compramos en un super algunos regalos (incluyendo cervezas y café en polvo Juan Valdez). Al recorrer la ciudad Bogotá se veía una ciudad bastante moderna, con edificios construidos y en construcción sobretodo esto último. Ya en nuestra última mañana, compramos muchos recuerdos para los seres queridos en la avenida 7  en una tienda de artesanía , y ya en el aeropuerto chocolates. Fue nuestro primer y único viaje solo los dos juntos y solos al extranjero. La tierra de Aureliano Buendía, los Hermanos Castaño, Jaime Garzon (comediante), Botero (pintor), Carlos "el pibe" Valderrama y Betty la Fea, nos trató muy bien. 


lunes, 9 de abril de 2018

Monseñor Romero: Santo por las razones equivocadas y demonio por la razones correctas-


Monseñor Romero denunció un estado de cosas que incomodó y sigue incomodando a los grupos dominantes, y se nota con claridad.

Los aproximadamente tres años de su labor como arzobispo recogen una serie de mensajes donde queda marcada la opción preferencial por los pobres como parte central de su mensaje.

En la homilía dominical, 23 de marzo de 1980 (justo un día antes de su asesinato) se pronuncia diciendo una de sus frases más famosas e incómodas:

Yo quisiera hacer un llamamiento, de manera especial, a los hombres del ejército. Y en concreto, a las bases de la Guardia Nacional, de la policía, de los cuarteles... Hermanos, son de nuestro mismo pueblo. Matan a sus mismos hermanos campesinos. Y ante una orden de matar que dé un hombre, debe prevalecer la ley de Dios que dice: "No matar". Ningún soldado está obligado a obedecer una orden contra la Ley de Dios. Una ley inmoral, nadie tiene que cumplirla. Ya es tiempo de que recuperen su conciencia, y que obedezcan antes a su conciencia que a la orden del pecado. La Iglesia, defensora de los derechos de Dios, de la Ley de Dios, de la dignidad humana, de la persona, no puede quedarse callada ante tanta abominación. En nombre de Dios, pues, y en nombre de este sufrido pueblo, cuyos lamentos suben hasta el cielo cada día más tumultuosos, les suplico, les ruego, 

Dichas frases, en medio de un contexto de guerra, son las que llevaron a Monseñor Romero a ser asesinado. Su mensaje de paz sin tomar las armas lo han llevado a ser reconocido internacionalmente como un símbolo de paz.  De ahí que destacar a Romero solo por su postura ante el  aborto, me parece mezquino para lo que era el centro de su mensaje.  Esta situación no es nueva, ya que de la misma forma se ha hecho con Jesús en los evangelio, (donde la sexualidad no era el eje de su predicación pero pastores y líderes religiosos se enfocan en este ámbito).

Romero para los grupos dominantes ha sido un demonio por las razones correctas (la opción preferencial por los pobres, denuncia a las estructuras de poder) y un Santo por las razones equivocadas. ¿A que me refiero? para adaptar su mensaje y ser bien recibido por los grupos de poder, la Iglesia católica tradicional y los grupos más conservadores están resaltando su postura"provida", rescatando las ocasiones en que mencionó al aborto

Sin embargo, los que apoyan a Romero sin compartir sus valores centrales de su mensaje (como la denuncia al pecado estructural) solo se les puede llamar de una forma, oportunistas. De todo lo de Romero se quedan con lo conveniente y no con lo central de su denuncia.  Lo que implica que de manera tácita se esconde el verdadero mensaje de Romero.

martes, 13 de marzo de 2018

El reguetón, su influencia política: explicando las elecciones en El Salvador.

¿Puede ser Maluma un elemento clave para explicar las elecciones en El Salvador? Aunque a simple vista parezca descabellado se intuye que puede dar algunas pistas. La idea de este artículo es describir cómo la estructura cultural y económica influye la estructura política y en concreto los resultados de las elecciones para los partidos políticos tradicionales en El Salvador (aunque puede ayudar a entender más de una coyuntura latinoamericana).

En lo cultural, el reguetón o reggaeton es un género musical que mezcla de rap latino y reggae de Jamaica, se podría decir que es un tipo de reggae en español que nace de un intercambio cultural y musical. Sus inicios son en Panamá y Puerto Rico para luego desarrollarse en Latinoamérica, España y Estados Unidos. En los años 90's canciones como "Te ves buena", "El meneaito", "Muévelo", "Funkete" del cantante El General fueron parte de los primeros éxitos comerciales del género. La fórmula son ritmos movidos con letras simples y pegajosas generalmente con doble sentido que generan recompensas inmediatas.

Este género musical es una manifestación cultural, que despierta emoción y sexualidad. Satisface la mentalidad de consumo y hace visible una diversidad de estilos de vida e imaginarios (lo que en numerosas ocasiones provoca la crítica de los intelectuales). Sin embargo, en la actualidad parece ser que - entre los géneros musicales- es el gran ganador, transita sobre y a través de las personas con gran éxito, pasa del individuo a la familia y se incorpora en el vivir cotidiano en diferentes clases sociales. Refleja valores de un nuevo discurso social "alternativo" que se acopla y reta al sistema a la misma vez, pero ¿tiene el reguetón la fuerza para influir la disminución del voto a la izquierda?

Antes de responder a esa pregunta, es necesario hacer una breve revisión en cuanto a la estructura económica. En lo que se refiere a la economía, los ganadores en el estado actual de las cosas son pequeños grupos. Y no cualquier tipo de élite, sino aquella que maneja el sector servicios como las telecomunicaciones (CLARO, TIGO, MOVISTAR), bancos y restaurantes de comida rápida de franquicias transnacionales (que tras las reformas neoliberales, sin duda, han sido grandemente beneficiadas). Ya dentro de las élites económicas nacionales en El Salvador existen ejemplos que muestran el crecimiento del sector servicios, en las que es importante destacar tres ejemplos:

El primero es el gremio de los supermercados, por ejemplo, Selectos (fundado en El Salvador) abre más de 98 sucursales a nivel nacional, ofrece ferias de empleo, lanza productos como tarjetas de crédito haciendo Alianzas estratégicas. En segundo lugar, el mercado de las motocicletas, las necesidades de movilidad urbana sumado al bajo costo de este medio han producido un incremento del parque de motocicletas en un 50 % en tres años 2010 al 2015 (unas 103,465 motocicletas); uno de los principales distribuidores es la marca Yamaha. En tercer lugar, los almacenes por departamentos; SIMAN es una tienda con seis sucursales en El Salvador, cuatro en Guatemala, dos en Nicaragua y dos en Costa Rica la cual continúa en plena expansión regional.


Los tres prospectos a candidatos presidenciales tienen relación inmediata con la población, sus empresas establecen un vínculo económico directo con los consumidores, sus productos se conectan con estilos de vida y cultura de grandes mayorías, con aquellos que fácilmente compramos saldo para el teléfono, los que hacemos fila en un banco, comemos en Little Caesar’s o Taco Bell o los que compramos en el Génesis o en el dollar city, observamos la liga española y lo hacemos de una forma repetitiva, simple y reconfortante. Este es el paradigma dominante en la sociedad (en la cual también convive el reguetón) casi importar la procedencia social, nivel cultural o educación. Sin duda los valores culturales tienen fuerza para condicionar el comportamiento del mercado.

Todos son generadores de recompensas inmediatas: comprar en el Selectos o en Simán, moverse en una motocicleta (sobre todo tomando en cuenta los precios de gasolina y el caos de tráfico), todos ellos juntan el lenguaje de la calle, lo conocido, construido a partir de aquello que da sentido lo sentimental, en base a lo que se tienen en común. Los empresarios han entendido la relación entre la cultura y la economía, y son algunos de estos los que hoy buscan dar un paso a la política buscando la presidencia de la república.

En el ámbito político hay una crisis de los actores y sus discursos a nivel internacional, los partidos, las elecciones y los políticos tradicionales son considerados como corruptos e inservibles, por tal motivo la gente demanda cambios en la manera de hacer política, incluso sin medir las consecuencias. Por ejemplo, Estados Unidos con Donald Trump y el comediante Jimmy Morales en Guatemala -solo por mencionar algunos- son personajes de los medios hacen conexión con los nuevos paradigmas culturales de la gente, de lo conocido y lo emocional. nos gusta porque nos da la ilusión de “seguridad”, de que "sabemos qué esperar".

En el caso de El Salvador muchos votantes en la izquierda no se conforman con seguir con los de siempre, no sienten cambios y no sienten recompensas (no significa que no existan, pero ni la ley de medicamentos, la ley contra la minería o el aumento al salario mínimo han sido suficientes para mantener el voto). Se percibe al Fmln en el gobierno como incapaz de detener el avance del neoliberalismo, y que con el clientelismo de los paquetes escolares, los subsidios focalizados y la entrega de semillas muchas veces ayudan a gente sin compromiso político (lo que molesta a su votante tradicional y alejan al votante nuevo). Se percibe que su lucha no reduce las desigualdades sino que solo las mitiga.

El Fmln se aferra a paradigmas antiguos, los cuales lo mantenían sólido en los 80’s, 90´s y 2000’s (en esta última década la crisis neoliberal le ayudó a su ascenso) pero ahora parece anclado, le cuesta generar cambios internos. Por otro lado, los empresarios parece que entienden mejor a sus clientes (y los potenciales votantes) son más flexibles, más líquidos. Los políticos tradicionales observan como en su cara otros logran conectar con masas de votantes. Su incapacidad de adaptación a valores líquidos (ver modernidad Líquida de Bauman) les aleja cada vez más de la nueva cultura y costumbres.

En conclusión, en primer lugar, parece que el reguetón (junto a otras expresiones como el animé, el fútbol y la "cultura racing" de motos y carros)  ayuda(n) a entender los cambios culturales, y los grupos económicos parece que lo han entendido mejor que los grupos políticos. Ahora los partidos deben asumir- y sobre todo la izquierda- convertirse en un sistema productor de nuevas significaciones para conectar su proyecto político con lo cultural y lo económico. Ya que no lo está logrando. El FMLN parece no tener el suficiente vínculo cultural, ni económico con las masas, eso puede explicar en parte su derrota electoral. El frente se conecta muy poco con los “nuevos de consumidores” esos que escuchan reguetón (ya que ni siquiera pueden hacer un comercial que guste o atraiga. Ejemplo el comercial de “Ahí viene ella…" de Jaqueline Rivera). Pero no basta con hacer un par de canciones para hacer campaña, ya que un simple jingle estilo de Maluma no tiene la fuerza para inducir el voto, pero es indispensable entender la cultura  con algo simple que sea pegajoso pero efectivo.

En segundo lugar, es necesaria una autocrítica profunda (no cosmética) que lleve a la autodepuración y de ser posible buscar casos emblemáticos (de funcionarios o exfuncionarios) y sí es posible incluso judicializarlos. La idea es mostrar un “giro de timón”. De no hacerlo por sí mismos la crítica y depuración las hará la población cada vez que tenga oportunidad. Los partidos se deben acoplar y/o transformarse para lograr mantenerse, sí no están condenados a perecer o a reducirse a expresiones mínimas de representación, sobre todo los partidos de izquierda. Además se deben de buscar alianzas con otros y estar abierto a la crítica.

En tercer lugar, hay que destacar que hay una nueva generación forjada en el escenario neoliberal pasan poco a poco a ser mayoría (un aspecto importante a tomar en cuenta en democracia), en el argot británico se utiliza el termino CHAVS, en El Salvador se les llama choleros, indios (asociándolo al mal gusto; falta de urbanidad o civismo), gatos, "pitochicos", todos nombres despectivos,que refleja el racismo y la discriminación para referirse a alguien a quien se considera de menor recursos y status. Estas referencias describe a una persona considerada corriente o vulgar. Sería lo equivalente a gabanes en El Salvador (Ver la obra El Asco), "tierrosos" en Costa Rica, Nacos en México o los descamisados en Argentina

Los gustos de los nuevos votantes (ahora mayoría) son juegos videos, hacer skate, break dance o grafittis, suscribirse a servicios en internet, participar de la cultura anime, ver fútbol o tomar cerveza en un bar. Algunos políticos lo están entendiendo. No es de extrañar que Maluma, Dragon ball, Pokemon, Real Madrid, Netflix, Spotify u ofrecer Wifi gratis sean parte de las discusiones políticas. Ellos "los chavs" somos muchos (en diferentes niveles pero lo somos), y es a estos que deben de conquistar los partidos. Muchos son juventud excluída de fuentes de empleo, de oportunidades de estudiar, que ha generado diversas subculturas que comienzan a tener más presencia a medida pasa el tiempo (eso sin mencionar el fenómeno pentecostalista y el de las pandillas que se tocarán en otro artículo)


Bukele, lo está entendiendo pero parece que a ARENA le cuesta, y al FMLN le está costando mucho más.  Por ejemplo la pirámide poblacional ha cambiado, según el PNUD en 2012 la población salvadoreña tenía un 63.7% de personas menores de 30 años de edad. Esto significa que este grupo poblacional tendría muchas posibilidades de imponer su voluntad sí estos llegaran a un acuerdo por mayoría. De ahí la importancia de hacer políticas para los más jóvenes, o al menos parecer que hay un acercarmiento a los jóvenes y a los que piensan como ellos.

Planteado el escenario la situación está "dura" sobre todo para la izquierda que sin duda necesita un Plan B. Ahora el reguetón, el fútbol y el anime están haciendo más evidente no solamente en la cultura de la gente sino también en las campañas de los candidatos.

jueves, 22 de febrero de 2018

Mi reino sí es de este mundo - la fuerza política la iglesia evangélica en El Salvador en la campaña electoral

Por Luis Eduardo Aguilar Vásquez

La incidencia los ideas religiosas, en este caso evangélicas puede darse en diferente escenarios.
En primer lugar cuando actúa como un grupo de presión, demandando algo de funcionarios del estado sin buscar ejercer el poder directamente. La(s) iglesia(s) evangélica(s) no son homogéneas, sin embargo, algunos grupos identificados como tales han actuado como grupo de interés político en posturas de oposición al matrimonio homosexual y al aborto, la promoción de la lectura de la biblia en las escuelas, la exención de impuestos, negación a cierto tipo de educación sexual pública, la predicación en centros penales, estas solo por mencionar algunas. Tales ejemplos ayudan a entender cuando actúa la iglesia evangélica como grupo de presión. 


En segundo lugar, cuando han habido diputados que simpatizan en diferentes niveles con ideas evangélicas, con el interés de captar el apoyo evangélico (cohesionado y disciplinado). Los más radicales, desde 1994 hasta hoy, son aquellos que mencionan a Dios como orientador de su gestión, por ejemplo Antonio Almendariz del PCN dijo: “votaremos por la reforma para que se cumpla la palabra de Dios” , este diputado se autodenomina evangélico, y es también un político profesional. Otros casos como el del diputado Mario Ponce del PCN dijo: “Habrá decisiones de tipo moral que tendrá uno que poner la religión y ser un ingrediente importantísimo, sea de apoyo o de rechazo”… “No puedo pensar que mezclo política con religión, pero es que no hay otra filosofía similar a la palabra, que me indique que puedo hacer lo contrario a lo que dice la palabra de Dios… pero no estoy mezclando”.


Otros casos son cuando los candidatos a cargos públicos A) asisten a eventos organizados por grupos identificados como evangélicos (ya sea foros, cultos, y/o celebraciones- ver imágenes anexas 1 y 2), B) utilizan la biblia o frases de la misma y hagan referencias a Dios, sobretodo durante la época de campaña , en estos casos más allá de coyunturas específicas no lo utilizan de forma plena como base de su gestión. Desde los más comprometidos hasta los menos, estos casos muestran valores religiosos han sido utilizados por políticos de profesión, lo que se denomina la religión como herramienta política. 

En tercer lugar, cuando existe una incursión de los círculos evangélicos en el seno de una élite política en la actualidad, donde evangélicos se muestran en escenarios no religiosos. Dicha participación tiene diferentes alcances como: mostrar inconformidad por alguna políticas públicas, la denuncia de la corrupción política, opinar de política desde el medios de comunicación abiertos (ver imagen 3), participación en un programa/política de gobierno (ver imagen 4), mostrar simpatía a un partido político y  hasta competir por un cargo público.

Algunos grupos evangélicos pentecostales denuncian la corrupción política o su inconformidad, y ponen en tela de juicio la acción de los partidos políticos históricos, que los ha llevado en muchos casos (tal es el caso  de Costa Rica donde se han formado bancadas evangélicas) a entrar directamente a buscar un cargo de elección popular.

En el pasado la sociedad era percibida por numerosos grupos pentecostales y evangélicos como lugar de pecado, donde se separaba el espacio de la iglesia y mundo. Sin embargo, en el escenario político centroamericano actual crecen nuevos actores políticos confesionales con origen evangélico y pentecostal que hacen notar su pertenencia con una "revolución política" proyectándose como "políticos de Dios", aquellos quienes se identifican la gente organizada religiosamente y que participan de la vida política del país. 

En cada uno de los tres escenarios anteriormente planteado, grupos religiosos evangélicos y personas aprovechan la base de crecientes y potentes lazos comunitarios de los políticos que se identifican con iglesias particulares. O de la idea de las iglesias de formar su movimiento político y poner sus propios representantes. Sin duda, gran parte de la sociedad se pentecostalizó y parece haber un cambio en la cultura política. Parece que surgen de las transiciones democráticas han dejado las dictaduras de lado y han permitido en muchos casos el ascenso de la izquierda que no ha sido capaz de revindicar muchas de las promesas realizadas.

Pero la pregunta de fondo es: ¿tendrá(n) fuerza política la(s) iglesia(s) evangélica(s)? Mucho se ha hablado de que son minorías religiosas, sin embargo en los últimos años su aumento es constante y su compromiso muy fuerte, además el desarrollo de sus propias redes de organización de seguridad social (con centros de estudio, hospitales, radios, canales de televisión etc) les permiten ganar notoriedad en la sociedad, y por tanto ya son una fuerza política importante para generar cambios. En cuanto a los cargos políticos formales un pastor posee una “clientela religiosa”, que aunque no garantiza automáticamente que vote por él (sí se lanzara como candidato, pero genera la posibilidad de competir por un diputado (en San Salvador se necesitan 20,000 votos) y mostrar que su reino también puede ser de este mundo.

domingo, 4 de febrero de 2018

Velasquez Parker, el falso laico que se aprovecha de la religión

La idea de la promoción de lo laico en asuntos públicos significa procurar que no se acuda a justificaciones religiosas en un campo que debe regirse por criterios seculares, no es ser anti-religioso sino tener la capacidad de respetar todas las ideas dentro de la pluralidad. Por otro lado, la estrategia de Dios implica que en los asuntos públicos se utilicen justificaciones religiosas en un campo que debe regirse por criterios seculares, por ejemplo cuando en el ejercicio de un cargo público o para las campañas electorales se hace uso de valores religiosos para generar credibilidad o confianza.

En cuanto a lo estatal, tener un estado laico implica la profesionalización de los servicios públicos, y el cumplimiento a las personas de sus derechos y obligaciones como ciudadanos lo más fielmente posible [más allá de sus propias convicciones religiosas o las de los demás]. La laicidad representa una de las múltiples formas de organización político–social que busca la autonomía e independencia del Estado frente a la religión, para actuar en forma neutral, garantizando la igualdad de las personas.

En un estado laico, una convicción religiosa de una persona no puede atentar contra el derecho a la educación o la salud de otra, además, no utiliza principios o normas religiosas como criterio fundamental sino que es la ética y la ciencia. Dicho esto, se plantean cuatro posibles escenarios que plantean la relación entre laicidad y religiosidad.

En primer lugar, es relativamente fácil identificar cuando hay una persona utilizando un argumento religioso en beneficio político para mejorar su imagen, por ejemplo, sí un diputado carga una imagen y al mismo tiempo una camiseta de su partido (ver imagen anexa) ó sí dice “votaremos por la reforma para que se cumpla la palabra de Dios” (Antonio Almendariz, PCN)[1], estas situaciones mezclan las convicciones religiosas y las políticas, tratando demostrar la adhesión de un candidato a valores religiosos para generar confianza en la población, lo que puede contribuir u obstaculizar aciertos objetivos políticos. Existe un cálculo que la argumentación religiosa puede ser aceptada con facilidad por la credibilidad que aún tienen las instituciones religiosas entre la población, además de la propia identificación de los ciudadanos con valores religiosos. Por tanto, muchos políticos los usan de manera directa o explícita, para sacar beneficio político y apoyo de la población. En este sentido países como Guatemala y costa Rica han desarrollado a través estructuras religiosas fuertes en relación con lo vivido hasta al menos el 2018 en El Salvador.

Otro ejemplo son las estrategias más definidas de legisladores que abordan con claridad una postura religiosa que les sirve, de punto de inicio, para plantear sus políticas públicas En El Salvador Guillermo Gallegos de GANA tiene una postura contra el aborto (ver imagen anexa), y también utiliza discursos y elementos de la religión junto con los de su figura como político. En este caso se tipificaría como religión como instrumento político.

Un segundo escenario es la utilización de un argumento secular (es decir donde no se utilice la religión). Por ejemplo, cuando se busca defender el derecho a decidir sobre el aborto sin ser penalizado. De acuerdo a lo registrado la diputada del FMLN Lorena Peña defiende aborto en ciertas circunstancias[2], como cuando se obliga a niñas de 9 años a convivir con hombres de 30, 40 y hasta 50 años, y a seguir un embarazo que es fruto de un delito (por la edad de las niñas y de los hombres que las embarazan)[3]. Sus argumentaciones se hacen sin utilizar religión. Otro ejemplo es el del diputado de ARENA (2015-2018) Johnny Wright quien presentó una iniciativa para despenalizar el aborto. El diputado aseguró que la propuesta busca preservar la vida y la salud de la mujer en casos muy particulares[4]. En este escenario mencionado en los dos ejemplos, se tipificaría como laicidad hacia el pluralismo y la tolerancia.

El tercer escenario es cuando hay un argumento secular explícito, este no garantiza siempre defender la laicidad. Una argumentación donde no se utilice la religión directamente, también puede ser aceptada con facilidad por fundamentalismo religioso, y del mismo modo, ser aprovechado por políticos que no necesitan usarlos de manera directa o explícita, pero que son aceptados por cristianos a este se le denominará laicidad religiosa, que es aparentemente secular que en realidad encubre un argumento religioso. El término aplica a aquellos que intentan establecer un poder político utilizando argumentos legales o “morales” pero sus objetivos finales son defendidos por grupos religiosos para satanizar” a quienes quieran ejercer ciertos derechos ciudadanos, como el derecho a abortar. Tomando el caso del diputado de ARENA 2015- 2018 Velásquez Parker, él no tiene la estrategia de Dios como centro de su campaña ni rol como diputado. Pero es la principal cara visible de la defensa del aborto e incluso el endurecimiento de penas. Lo interesante es que el diputado no ha necesitado tomar la estrategia de Dios en su discurso, aunque sí aprovecha el apoyo que amplios sectores religiosos le dan a este tipo de propuestas. Velásquez Parker de Arena: Tiene una postura contra el aborto, sin utilizar religión. Su argumentación es seglar (sin religión) pero con objetivo final que complace a fundamentalistas religiosos. La laicidad religiosa es un peligro para la construcción de un estado tolerante y plural. No toda condena hacia el aborto se fundamenta en la religión directamente  y que puede haber alguien que no sea religioso que defienda el aborto es decir, alguien no religioso que defienda el aborto. Laicidad no garantiza que no se utilicen las creencias religiosas, No se necesita utilizar argumentos religiosos para tomar ventaja de las posturas religiosas de la gente. Laicidad religiosa no utiliza la religión, disfraza de laico lo que es religioso, es decir cuando lo seglar está al servicio de los fundamentalismos. Por tanto, tampoco todo el que deja de utilizar de forma directa los argumentos religiosos, implica promover laicidad.

El cuarto y último escenario es cuando hay religiosidad que fomenta la pluralidad. A esto hay que agregar matices, por ejemplo alguien puede tener una baja religiosidad, o solo utilizar la religiosidad en momentos estratégicos, es decir tener en cuenta que la religiosidad no es homogénea. Habiendo hecho la aclaración las católicas por el derecho a decidir son un grupo que defiende aborto, y que se identifican con una religión generando una especie de religiosidad laica. La religiosidad laica reconoce la importancia de la religión mostrando matices de una religión promoviendo la laicidad.


Por Luis Eduardo Aguilar Vásquez


[1] Prensa gráfica 1 de marzo de 2012
[2] Cuatro causales
[3] https://www.youtube.com/watch?v=ukgcrhf70C4
[4] https://www.laprensagrafica.com/elsalvador/Johnny-Wright-presenta-iniciativa-para-despenalizar-el-aborto-20170818-0057.html

domingo, 19 de noviembre de 2017

Calleja y Toby, hágase mi voluntad así en la tierra


Cuando la religión aparece en la campaña electoral surge también un debate intenso y revelador para un país ligado a la prédica moral de carácter religioso judeo cristiano. Sin duda el camino religioso abre muchas posibilidades para los políticos. Por ejemplo, aquellos con pasados oscuros (o incluso los nuevos rostros) pueden llegar a mostrarse entregados a las lecciones de la Biblia y a declarar la gloria de Jesucristo, ya sea para instrumentalizarla como un arma política que les genere apoyos, - lo cual ninguno aceptará en público- o simplemente para hacer una expresión espiritual genuina, lo cual es también una posibilidad.


En esta coyuntura han aparecido fotos de los pastores del Tabernáculo Bíblico Bautista “Amigos de Israel” Edgar López Beltrán (Hermano Toby) y su hijo, con el precandidato presidencial de Arena Carlos Calleja, lo cual genera ciertas preguntas: ¿por qué habrá llegado el precandidato presidencial de Arena a hablar con él? ¿Habrá problema que hable Toby con los candidatos o los políticos en general?

Antes de contestar estas preguntas, hay que destacar que no es la primera vez que políticos buscan al hermano Toby, por lo que hay que indagar las razones. El “Taber” - institución que surgió en 1977 y que hoy cuenta con más de 65,000 miembros según su página web- es una iglesia que afirma tener algo para todo el mundo, ya posee una amplia gama de ministerios y estilos de adoración. Por ejemplo, cuenta con servicios de ayuda social (ministerio de indigentes pan y chocolate), guarderías, visitas a los centros penales, asistencia jurídica, asesoramiento migratorio, administración de institutos educativos, radios y un canal de televisión (solo por mencionar algunos), en este ltimo incluso se hacen entrevistas de análisis político con personajes del entorno nacional que podrían incidir en la conquista del voto evangélico.

De ahí que se puede contestar la primera pregunta. A partir de un enmarque determinado, se puede inducir electoralmente a los miembros de la iglesia a votar por un partido y los políticos lo intuyen, de ahí que ellos pidan espacios en la iglesia para expresar su mensaje o busquen directamente el apoyo de sus líderes para que hagan lobby a su favor con sus feligreses. Cabe destacar el apoyo de un líder religioso no se convierte automáticamente en votos ya que los miembros de cada iglesia son libres de votar por quien mejor les parezca, pero sin duda tiene alguna influencia. De tal modo que no hay nada mejor para los políticos que solicitar “los servicios de Dios” durante la campaña.

Con respecto a la segunda pregunta, si ¿habrá problema que los pastores hablen con los candidatos o los políticos en general? se argumenta que Toby es ciudadano de la república y tiene todo el derecho de reunirse con quien desee, sin embargo, las reuniones pueden generar problemas. Los acuerdos son desconocidos por la opinión pública, donde una iglesia podría privilegiarse del Estado y pedir favores a cambio, ya que los políticos negocian apoyos para que se haga su voluntad en la tierra. Incluso el mismo Toby Jr. según Diario 1 expresó: “Los políticos son sucios, no son claros porque cuando quieren votos, vienen al Tabernáculo y ahí se sientan. ‘Aquí viene fulano a saludar’, mentiras si lo que andan buscando son votos”. Sin embargo, como las intenciones reales nunca se pueden saber, de ahí que se debe llamar al estado laico para evitar que candidatos y funcionarios públicos utilicen a la religión como un arma política demandar enfáticamente la obligación constitucional de separar las confesiones de la política y así exigirlo a los aspirantes a gobernantes.